logo for musicaclasicaymusicos.com
 

El Estudio Musical Cotidiano
"Tomándonos el Día Libre"

por Philip Johnston
www.PracticeSpot.com

 

En el estudio musical cotidiano, uno de los errores más comunes es la siguiente idea: "Hoy no voy a estudiar, pero lo compensaré haciendo el doble mañana". La gente que hace dietas se dice a sí misma exactamente lo mismo: pueden comerse aquel pastel que no deberían comer, prometiéndose entonces que mañana no harán más que masticar palitos sin sal mientras corren en la cinta de ejercicios.

Así como no funciona en la práctica, la "lógica" parece apuntalar la idea.

Imagínate, por ejemplo, que supuestamente tengas que estudiar 10 minutos todos los días. Eso significaría que, después de dos días, habrías hecho 20 minutos de estudio, ¿no?

Teóricamente, podrías llegar a la misma cifra sin estudiar nada el primer día, y haciendo 20 minutos directamente en el segundo. Después de todo, serían 20 minutos totales de estudio. Así que, si la lógica se sostiene ¿por qué esta idea no funciona en la práctica?

La respuesta es simple: la gente se hace promesas el primer día que luego no puede cumplir.

Hacen "cero" el primer día, y luego "nada" (o tal vez 5 minutos si se sienten realmente culpables) el segundo día. Esos no son 20 minutos de práctica después de dos días. Es la naturaleza humana menoscabada con algo de lógica sólida.

Pero... hay una solución para todo esto.

Esta solución sigue manteniendo la lógica intacta, mientras que toma en cuenta la naturaleza humana (de hecho, es dejar que tu deseo "trabaje" para ti, no contra ti). Se llama "Principio del Cajero Automático".


Cuando surgieron los cajeros automáticos, emergió rápidamente un problema : la gente a menudo olvidaba retirar sus tarjetas de crédito de los mismos.

Se ensayaron un sinnúmero de soluciones. Manuales y folletos se diseñaron y entregaron en las puertas de los bancos. Enormes carteles fueron colocados por encima de la misma máquina, recordando a los clientes que por favor removieran sus tarjetas una vez que la transacción estuviera completa. Eventualmente, se programaron pequeños recordatorios en la pantalla siguiente.

Todo esto hizo poca diferencia. Las tarjetas seguían quedando olvidadas, en una tasa alarmante.

Pero luego, alguien tuvo una idea brillante. Una idea que trabajaba con la naturaleza humana.

Mientras que muchas personal olvidaban retirar sus tarjetas, casi nadie olvidaba retirar su dinero :-) De hecho, los usuarios de estas máquinas no se iban a ninguna parte hasta que el dinero prometido les era entregado.

El pensamiento fue "¿por qué no hacer que el dinero se dispense luego de que la tarjeta haya sido retirada?"

Es decir: sin retirada de tarjeta, nada de efectivo.

Y así es como sucedería.

Fue tan exitoso este sistema que fue adoptado casi universalmente. Y es una muy sutil variación del concepto "pague ahora, diviértase luego".

¿Puedes ver hacia dónde nos conduce esto?


Veamos... tu plan original era "ganarte" un día libre. OK, parece justo. Así es como puedes hacerlo (manteniendo incluso a tu profesor de música y a tus papás felices)...

Haz el doble el primer día. Luego, tómate el segundo libre.

La lógica es exactamente la misma que tu idea original. El valor de dos días de estudio después de dos días. Y un día sin estudiar absolutamente nada. Sólo que la promesa que te has hecho a ti mismo está estructurada de otra manera, y es algo que realmente podrás cumplir.

La promesa original era que, después de lo sucedido en el primer día, en el segundo día harías el doble de trabajo. La nueva promesa es que, después del primer día, ¡puedes tomarte libre el segundo!

¿Crees que puedes mantener la promesa de "tomarte un día libre"? Si es así, estás listo para aprovechar esta sugerencia de estudio. De hecho, tan extenso como hayas trabajado el primer día ¡puedes incluso ganarte dos días libres!

(Por favor, nota que el "doble" -y ocasionalmente "triple"- puede ir tan lejos como te tomes las cosas. No será nada bueno para tu interpretación estudiar treinta y cinco horas "de corrido" esperando ganarte un año libre) :-)

por Philip Johnston
Profesor de Piano y Escritor
www.PracticeSpot.com
Traducción : Natalia Cháneton - Gabriel Blasberg

 

 

Si deseas dar tu opinión y calificar esta nota sobre "El Estudio Musical Cotidiano" completa el siguiente Formulario :

¿Qué te ha parecido este Artículo?
Todos los campos deben completarse obligatoriamente.
Calificación*
Nombre*
País*
Comentario (opcional)